Venas oxigenadas, calidad de vida

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

El aporte lento y pausado de oxígeno medicinal vía intravenosa  es un procedimiento que seguramente su médico biológico le ha practicado cuando usted  llega al consultorio con migraña, gripa y dolor de estómago. La oxivenación es una terapia que provoca la presencia de más oxígeno en el plasma de la sangre, con lo cual se mejoran las propiedades de la misma y se genera un mayor  aporte de oxígeno a los tejidos.

Oxígeno en pequeñas dosis

“El procedimiento se realiza por vía parenteral, inyectando oxígeno al paciente mediante la utilización de un aparato especialmente acondicionado para suministrar el gas dosificado en muy pequeñas cantidades”, explica el doctor César Monsalve, experto en oxivenación.

El tratamiento comprende 20 sesiones con una aplicación inicial de 5 cc de oxígeno, hasta alcanzar los 30 cc, y una variación de la velocidad que oscila entre 1 cc y dos 2 cc por minuto; todo depende de la tolerancia del paciente.

Terapia efectiva

La oxivenación se utiliza para fines terapéuticos específicos. Los estudios han demostrado su eficacia en trastornos del sueño, insuficiencia cardiaca, dolores menstruales e infertilidad. Sin embargo, tiene una vasta y efectiva respuesta en el tratamiento de:

  • Diuresis
  • Alteraciones circulatorias en cerebro, ojos, corazón, hígado, riñón y miembros inferiores.
  • Alteraciones circulatorias funcionales como migraña y fenómeno de Raynaud (enfermedad que afecta los vasos sanguíneos de los dedos de las manos y los pies, provocando su contracción cuando la persona siente frío o estrés).
  • Enfermedades alérgicas e inflamatorias crónicas (asma bronquial, bronquitis crónica, dermatitis, hepatitis, inflamaciones de intestino y riñón, y artritis).
  • Retraso en el desarrollo psicomotor.
  • Angina de pecho
  • Bronquitis crónica y enfisema pulmonar
  • Dismenorrea (trastorno menstrual caracterizado por dolores uterinos severos y frecuentes).
  • Infertilidad
  • Cicatrización
  • Psoriasis
  • Eczema crónico
  • Mareo
  • Secuelas de isquemia cerebral
  • Convulsiones de diferente origen
  • Insuficiencia cerebral
  • Síndrome de Meniere (enfermedad que afecta el oído interno, de causa desconocida, caracterizada principalmente por vértigo)

Contraindicaciones y efectos secundarios

Es su médico biológico quien debe evaluar la conveniencia del tratamiento. Si usted padece algunas de las siguientes contraindicaciones, avise a su doctor y absténgase de la práctica:

  • Hemorragias
  • Fiebre
  • Haber padecido un episodio –o más- de infarto agudo del miocardio, por lo menos durante los tres meses anteriores a la fecha de la terapia.
  • Infección aguda
  • Tromboembolismo pulmonar
  • Meningitis, encefalitis
  • Hemorragia cerebral
  • Estar en la etapa posoperatorio de alguna cirugía mayor
  • Malformación congénita del corazón

Efectos Secundarios

Los efectos secundarios se registran en el rango entre 1 y 11% de las aplicaciones. Los más frecuentes son:

  • Cefalea (dolor de cabeza)
  • Tos
  • Fatiga
  • Disnea y opresión torácica
  • Enrojecimiento facial
  • Síntomas de resfriado
  • Lagrimeo

Más información
www.saluddar.com
www.cesarmonsalve.com
gerencia @cesarmonsalve.com

 

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *