Medicina natural para el cuidado de la piel

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather


Trucos caseros para el cuidado de la piel

Una piel tersa, suave y sana es sinónimo de vitalidad. Algunos “consejos naturales” pueden ayudarle a conseguir y mantener este órgano, considerado el más extenso del cuerpo, radiante y perfecto. Lo fundamental para conservar un aspecto armonioso en la piel es que el organismo, en general, esté sano.

Dedicarle unos minutos al día al cuidado de la piel es sinónimo de autoestima. Por eso Equilibriummedicinanatural.com le preparó este recetario de trucos caseros, perfectos para mantener su piel en armonía*.

Baños de leche

La lactosa tiene propiedades que producen colágeno, reafirma, flexibiliza, suaviza e hidrata la piel. La famosa Cleopatra nunca olvidó darse sus baños de leche. ¡Usted también puede hacerlo! Para ello llene la bañera con agua caliente, disuelva en 4 o 5 litros de agua leche en polvo y agréguelos a la tina. Permanezca en ella por 20 minutos y enjuáguese con agua tibia.

Gel de lavanda

Desde que el perfumista francés René-Maurice Gattefossé descubrió los efectos de la lavanda sobre una quemadura que sufrió mientras estaba en su laboratorio, la lavanda ha sido difundida como reconfortante de la piel y rápido consuelo en casos de quemaduras, eczemas, dermatitis y alergias.

Para preparar el gel caliente al baño maría 300 gramos de vaselina, 2 cucharadas de aceite de almendras dulces, 2 cucharadas de flores de lavanda y 2 cucharadas de flores de manzanilla. Cuele y guarde en un recipiente bien cerrado. Aplíquelo frío con suaves masajes.

Gel de sábila (aloe vera)

La sábila es una de las plantas más usadas para el cuidado de la piel. Sus cristales curan, alivian, regeneran y reparan los tejidos. También se usan en casos de resequedad. El gel se extrae al dejar una penca de la planta remojada en agua toda la noche. Al día siguiente se corta por el medio para poder extraer los cristales en forma de gel raspándolos con un cuchillo. Se esparce como una crema por la piel, se deja por unas horas y se enjuaga.

Jugo de limón con azúcar

El limón es un perfecto astringente y su mezcla con el azúcar ayuda a suavizar la piel. Mezcle el jugo de 2 limones con 1 cucharada de azúcar y cuando obtenga una especie de pasta cremosa frótela en manos y pies; es uno de los remedios naturales más eficaces para limpiar y refinar la piel.

Agua tibia con aceites

Un remedio natural para cuidar las manos es sumergirlas en agua templada con 1 cucharada de aceite de germen de trigo y cinco gotas de esencia de limón; después utilice crema exfoliante para regenerar la piel y, por último, hidrátelas con crema de manos. ¡Quedarán como nuevas!

Mascarilla de arcilla: Para los granos rebeldes, poner un poco de arcilla en la noche sobre la zona afectada y a la mañana siguiente el grano estará desinfectado y seco.

Esencia de árbol de té y limón: El remedio natural para eliminar las verrugas es aplicar por la noche una gota de aceite esencial de árbol del té y otra de aceite esencial de limón directamente sobre la verruga y taparla con una gasa. Por la mañana, tire la gasa y durante el día deje la zona al descubierto. Cada noche repita esta operación; en tres o cuatro semanas la verruga desaparecerá y no volverá a salir.

Mascarilla de zanahoria y yogur: Es uno de los remedios naturales más eficaces para la piel del rostro. Licue una zanahoria con un poco de yogur hasta que tome consistencia de crema, luego aplique la preparación sobre las partes de la piel que quiere rejuvenecer, masajee un poco y verá los buenos resultados en poco tiempo si la aplica con continuidad

Tomate: Hacer desaparecer las espinillas de la nariz, el mentón, la frente o las mejillas, es tarea fácil con este remedio natural: se corta un tomate por el medio, se frota con él la zona afectada y después se deja que actúe durante un cuarto de hora. Posteriormente, limpie la zona con un tónico astringente.

Yogur y sal: Con medio yogur natural y un pellizco de sal bien mezclado; cuando la mezcla esté preparada hay que aplicarla en la nariz, la frente y la barbilla. Se limpia con agua fresca. Este remedio natural se puede utilizar en todo tipo de pieles para extraer las impurezas rebeldes.

Remedios naturales para la piel grasa y el acné

Mezcle 2 cucharadas de extracto de Hamamelis (Hamamelis Virginiana o Witch Hazel) con 10 gotas de jugo de limón para una loción tónica. Este remedio natural va a controlar la piel grasa y a limpiar la superficie sucia que contribuye a la aparición del acné. Puede mezclarlo en una botella y guardarlo en la nevera por lo menos por un mes.

Remedios naturales para la piel seca

Los vegetales con mucha concentración de betacaroteno (cítricos o zanahoria) también son muy buenos para la piel. Además de consumirlos a diario, puede exprimir el zumo de una naranja y humectar la piel con él.

Exprima 3 naranjas maduras y mezcle el zumo con agua caliente. Envásela en un recipiente estéril. Empape el rostro durante 15 a 20 minutos. El jugo de naranja va a rejuvenecer e hidratar la piel seca.

El aceite de mandarina reduce la aparición de marcas producidas por la tirantez de la piel cuando no está bien humectada. Mezcle la sustancia con unas pocas gotas de aceite de oliva para diluirla. Frote sobre las marcas y deje actuar por lo menos toda la noche.

*Con la asesoría de Mª Pilar Martos, asesora de belleza.

Mayor información

www.enbuenasmanos.com

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *