Los riesgos de sufrir una trombosis venosa profunda

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

La trombosis venosa profunda es una alteración del flujo sanguíneo o de la coagulación, dando como resultado coágulos pequeños que viajan a través de la circulación; es relativamente común, pero lastimosamente, potencialmente mortal.

Es una condición silenciosa en la cual no se suelen presentar síntomas. Por lo cual, su subdiagnóstico es uno de los problemas que envuelve la enfermedad. Lamentablemente, en muchos de los casos, el primer manifiesto de la enfermedad es el embolismo pulmonar. Esto significa que uno de los coágulos que estaban en la circulación se ha quedado atrapado en los pulmones y genera síntomas como: sensación de dificultad respiratoria, taquipnea (aumento de la frecuencia respiratoria), fiebre, sudoración y edema en las extremidades inferiores.

Sin saberlo, cualquiera de nosotros podría estar predispuesto a tener un evento tromboembólico y no saberlo con seguridad, sino hasta que se presenten síntomas de una de sus complicaciones. Lo que sí sabemos son los factores de riesgo que han sido estudiados. Entre ellos se encuentran el embarazo, la toma de anticonceptivos orales, la anemia hemolítica, las hiperlipidemias, las venas varicosas, la enfermedad intestinal inflamatoria y los periodos de quietud prolongados (como el postoperatorio de una cirugía ortopédica, los viajes largos y los trabajos sedentarios sin pausas activas).

Como conocemos que nos puede aumentar la probabilidad de la enfermedad, podemos hacer modificaciones en nuestros factores de riesgo para disminuir los números. En cuanto a los factores de riesgo los primeros que se pueden modificar son los físicos. Realizar pausas activas en nuestros trabajos y al viajar trayectos largos es un buen comienzo y una costumbre que todos deberíamos adoptar.

Adicionalmente, en las situaciones que sí conocemos que tenemos una predisposición se puede tomar terapia preventiva, el aesculus (castaño de indias),regula la circulación periférica y linfática, con efecto capilar.

Más información:

Centro de Medicina Biológica y Estética Gilma E. Garrido
Dirección: Calle 121 No. 7A–07
Teléfonos: 629 0391 / 213 3724
Celulares: 318 – 330 9083 / 315 – 346 2316
Correo electrónico: contacto@gilmaegarrido.com
Farmacia Homeopática

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *