Lipomassage: un mejor cuerpo sin cirugías

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Lipomassage

Un mejor cuerpo sin cirugías

¿Piel sin celulitis? ¿Sin cirugías? ¿Mejor tonicidad y firmeza en el cuerpo? ¿Menos tallas sin tantas complicaciones? No es tan difícil como pensaba; basta tener constancia, y un lugar con máquinas y profesionales de confianza.

¿Cómo se logra? con Lipomassage LPG, una novedosa técnica de aspiración que drena y diluye la grasa sin complicaciones. Es relajarse, disfrutar y ver resultados al cabo de algún tiempo, según el organismo.

La preparación es básica, solo se debe estar dispuesto, asesorado por la fisioterapeuta, y ser mayor de 20 años. La máquina, ni pequeña ni grande, tiene un tablero digital con variedad de opciones, ya que también es utilizada para masajes pasivos, problemas musculares y relajación.

Para iniciar, es necesario ponerse una trusa –malla blanca que cubre de pies a cuello–, para facilitar que el rodillo de mano se desplace por cada zona a trabajar.

Antes de comenzar, lo más interesante de esta actividad es que es una alternativa no quirúrgica para moldear cualquier área del cuerpo, incluso del rostro. Empezamos boca abajo, cómodamente en la camilla, y el rodillo empieza a absorber.

El trabajo es profundo, se siente desde el primer segundo. De arriba hacia abajo con fuerza y firmeza. Paola, la fisioterapeuta, indica que a la sexta sesión de 40 minutos, dos veces a la semana, se verán los resultados.

Las piernas y la cola, donde más se acumula grasa, son las más beneficiadas. Las moldea y endurece. La intensidad de la máquina sube, la velocidad del rodillo de 180 grados, también. El profundo masaje aspira, drena y diluye.

Técnicamente, actúa estimulando los “adipocitos”, lo cual contribuye a liberar las grasas aprisionadas, flexibilizando el tejido retraído.

Además, logra eliminar las células muertas de todo el cuerpo, ganando mayor elasticidad a nivel cutáneo. Más vida física. El rodillo asciende por la cola hacia la espalda.

El masaje es relajante, qué mejor que estar allí, sin bisturís ni ejercicios. Prácticamente no toca hacer nada en este momento, sólo darse vuelta y quedar boca arriba.

Molestia física, ninguna. Placer, todo. En el abdomen es donde más se siente; la succión del rodillo es evidente y la piel parece totalmente elástica.

La piel de la entrepierna es más débil, allí la reacción es un poco distinta, no duele pero se siente un cosquilleo caliente por intervalo de segundos.

Entre más se aguanta la succión, mejores resultados. Claro, sin maltrato afirma la experta.

Las piernas tienen una leve sensación de calor placentero. Seguimos con los brazos, donde es más rápido porque no hay acumulación de grasa. Han pasado 40 minutos, la sesión ha terminado, aunque me dan un encime: masaje en la espalda. Ya no absorbe la piel, solo la acaricia.

El lipomasaje se realiza por sesiones semanales de 40 minutos en promedio, no genera ninguna incapacidad y está exento de riesgos. Es un procedimiento al alcance de todos, adecuado a cada caso.

Moldea, reafirma, elimina celulitis, reduce tallas y relaja los músculos.

¿Qué más se puede pedir que un mejor cuerpo y necesidad de cirugías?

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather
  • BETTY GONZALEZ

    25-febrero-2014

    Quisiera tener una cita con ustedes cuanto antes, donde esta ubicados, y horarios d atención. Gracias.

    Responder
  • rosalba fuentes

    05-septiembre-2014

    buenas tardes quiero saber la dirección ycuanto cuesta la consulta

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *