Guía práctica para el ‘compost’ casero

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Guía práctica para el ‘compost’ casero

El compostaje es la descomposición controlada de materiales orgánicos (hojas, verduras, frutas, etc.) que dan como resultado un producto totalmente orgánico aprovechable para el suelo y las plantas, el cual usted puede fabricar en su casa.

Le contamos como conseguir una correcta descomposición para generar compost casero, ideal para sus cultivos en casa.

Este abono, producto del reciclaje de dichos residuos:

1. Mejora la estructura del suelo.
2. Aporta nutrientes de forma equilibrada.
3. Ahorra dinero en fertilizantes químicos ya que no se necesitan.

Los restos que podemos emplear suelen proceder de:

1. Césped (de la siega)
2. Hojas
3. Paja
4. Aserrín
5. Ramas podadas
6. Flores
7. Plantas sanas
8. Desechos procedentes del hogar (café, té y cáscaras de papá, huevo, verduras, frutas, etc.).

No sirven para el compost:

1. Cáscaras de cítricos
2. Restos de polvo
3. Ceniza de madera y carbón
4. Excrementos de animales domésticos
5. Restos de carne, huesos y pescado
6. Metal, plásticos, vidrio, etc.
7. Hierbas u otro tipo de plantas que estén enfermas

Manos a la obra

Para que los restos se puedan descomponer satisfactoriamente es necesaria la presencia de agua, aire, calor y de ciertas herramientas que ayudarán a cortar y remover el compost:

1. Tener a mano tijeras de podar, palas y rastrillos.

2. Emplear una máquina trituradora de restos orgánicos para las ramas gruesas y para picar los restos vegetales (esto acelerará su descomposición).

3. Disponer de un termómetro para controlar la temperatura (que no sea de mercurio ya que es tóxico). La temperatura deberá estar comprendida entre 40 y 60ºC.

4. Emplear un montón de desechos con buena ventilación: para conseguirlo la capa inferior deberá tener un espesor de entre 20 y 30 cm, formada por restos leñosos gruesos.

5. Colocar encima de esta capa materia orgánica activadora (por ejemplo, abono animal).

6. Añadir, en las capas sucesivas el resto de residuos.

7. Recubrir con restos de follaje o paja o geotextiles (preferiblemente estos porque permiten una mejor transpiración).

8. Regar.

Consejos prácticos

La duración aproximada del proceso es de unos 3 a 4 meses. El compost bien madurado presenta un color castaño oscuro similar al de la tierra de bosque, es frío y agradable de manejar.

1. Lo más cómodo es elaborar una buena cantidad en un rincón del jardín, en un cajón de madera o en un bidón (compostadores).

2. Los compostadores se deben ubicar sobre la tierra, de ser posible en una superficie plana. No se deben ubicar en hoyos (no se consigue una buena aireación) ni sobre superficies de piedra u hormigón.

3. Ponerlo a la sombra con el fin de mantener la humedad.

4. Si recurre a elaborar el compost directamente en hoyos excavados en el jardín hay que asegurarse de que esté bien ventilado; esto se consigue creando agujeros de 50 cm de profundidad, compactando y regando los restos con poca agua.

Posibles inconvenientes

Realizar compost no es una tarea fácil, los problemas pueden aparecer si se es un inexperto en su fabricación. Algunas de las dificultades son:

 -Mal olor: por falta de oxígeno, exceso de humedad, exceso de material verde o a que el montón es demasiado compacto. Para solucionarlo se puede remover el montón y añadir material seco (hojas, paja, astillas, etc.).

 -El montón está demasiado húmedo: para solucionarlo se puede tapar con un plástico con agujeros (para facilitar la aireación) y agregar material seco y remover.

 -La temperatura no sube: se puede deber a que el montón es pequeño, a una falta de material verde o al tiempo frío. Para solucionarlo se puede añadir material verde.

 -Presencia de moscas: se debe a los restos de cocina. Para solucionarlo debe cubrir dichos restos con tierra u hojas secas.

 -El centro del montón se encuentra muy seco. Para solucionarlo debe remover el montón y aportar agua.

Uso final del compost

Para preparar el terreno de plantación emplee dos o tres kilos de compost por metro cuadrado y paulatinamente incorpore el compost al terreno.

Para emplearlo en tiestos debe mezclar una parte de compost por tres partes de tierra.

Para aplicarlo a las flores y arbustos del jardín, remueva la tierra y luego esparza el compost a su alrededor formando una capa de unos dos a cuatro centímetros.

Más información

www.labioguia.com
www.jardinactual.com
www.abarrataldea.org

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather
  • grisel ledezma

    11-noviembre-2012

    me estoy mudando para una urbanizacion donde tengo disponible una pequeña area para cultivar y espero poder realizar el compostero, gracias por l

    Responder
    • Dra. Gilma E Garrido

      13-noviembre-2012

      Nos alegra poder ayudarte, comunica a tus amigos de los beneficios de nuestra página.

      Responder
  • Emilio Soto Huerta

    16-marzo-2016

    Estimados.
    Muy interesante todo, gracias por las explicaciones tan claras. Tengo intenciones de empezar pronto con mi propia preparación de compost. Una vez más gracias.

    Responder
    • Gilma E Garrido

      25-marzo-2016

      Con gusto por favor comparte nuestro blog para que muchos se beneficien

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *