Entre el chat y el auto, prefiera su vida

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Aprovechar el rojo del semáforo, un atasco en el tránsito o un aparente momento de quietud en el auto para chatear o comer mientras conduce puede traer consecuencias graves que marcar el resto de su vida.

Distraerse del volante, así sea por un segundo, ocasiona una alta tasa de choques y salidas de la vía, sobre todo si se trata de conductores jóvenes o menos experimentados.

Así lo reveló un estudio publicado en New England Journal of Medicine, donde científicos canadienses y estadounidenses analizaron datos de 109 conductores entre los 18 y los 72 años, con alguna experiencia al volante y los comparó con estadísticas de 42 adolescentes que habían obtenido su licencia de conducir 20 semanas antes del estudio.

Los resultados

El estudio detalló que los jóvenes, que al comienzo mantenían la atención total sobre las tareas relacionadas con la conducción, 15 meses después olvidaban las recomendaciones y superaban las conductas riesgosas de los veteranos, como chatear, hablar por celular y comer.

“Los conductores novatos son más propensos a incurrir en tareas secundarias de alto riesgo, porque eso los hace sentirse más cómodos durante la conducción”, asegura Charlie Klauer, una de las autoras del trabajo.

Un conductor que ejerce cualquier tarea secundaria y se distrae  mientras maneja:

  • Aumenta las posibilidades de sufrir accidentes.
  • Omite reconocer y responder a los peligros que se pueda encontrar en el camino, como la desaceleración brusca del vehículo de adelante, la incorporación inesperada y repentina de un carro en su carril, un peatón que cruza y un objeto por esquivar.

Recomendaciones que lo ‘conducen’ bien

La prevención es la mejor herramienta para evitar accidentes mientras maneja, por eso tenga en cuenta los siguientes consejos que lo harán un conductor ejemplar:

  • Evite hablar, chatear y manejar en simultánea. Olvídese del teléfono mientras conduce.
  • Active un sistema inalámbrico o de voz si tiene la necesidad imperiosa de marcar el teléfono.
  • Procure que las conversaciones sean cortas y tranquilas, si debe llamar. Está demostrado que las charlas con contenido emocional distraen peligrosamente.
  • Deténgase si necesita enviar mensajes urgentes de texto. Lo mismo si necesita mantener conversaciones más largas.

La postura y el celular

Otro estudio, esta vez de la Universidad de Queensland (Australia), difundido por la Public Library of Science asegura que el uso del teléfono móvil cambió la manera de caminar.

“El uso del teléfono móvil mientras se camina y, en especial, la lectura y escritura de textos en él, altera la postura y el equilibrio al caminar”, según la investigación.

Los resultados

Los científicos analizaron las posturas corporales de 27 personas que caminaban viendo el celular y escribiendo en el móvil. Determinaron que con la lectura y escritura de un texto:

  • El movimiento de la cabeza aumenta, lo cual puede afectar negativamente el equilibrio.
  • Al escribir textos caminando, los participantes andaban más lento y se desviaron del camino.
  • El movimiento de la cabeza aumentó cuando escribían un texto, desequilibrando también su eje corporal.
  • La escritura o lectura de textos en un teléfono móvil puede agregar riesgos para la seguridad de los peatones que caminan en una vereda o cruzan la calle.

Más información
www.20minutos.es
www.eltiempo.com

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *