Logo Equilibrium Medicina Natural y Biológica

Nutrición al Día

Dulces recomendaciones para el día de los niños

232
¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Dulces recomendaciones para el día de los niños

Se acerca el día de Halloween, una fiesta de disfraces, diversión para los chicos y claro, consumo de dulces. Desde el punto de vista nutricional, los dulces no son más que azúcar o glucosa, único combustible utilizado por las células del cuerpo para generar energía para las neuronas del cerebro.

Sin embargo, desde el punto de vista de la salud el exceso de azúcar en la sangre puede provocar un desequilibrio en el cuerpo. Los dulces son productos superfluos, de escaso o nulo interés nutricional, resultado de importantes manipulaciones y con una considerable dosis de azúcar añadida.

Los niños pueden disfrutar de los dulces y golosinas de manera moderada. Sin embargo su consumo puede representar un riesgo para su salud.

Una dieta equilibrada para los niños no debe tener más de 20 o 30gramos de azúcar diarios. Es importante no rebasar esta cantidad con los alimentos que seleccionamos. Por ejemplo un refresco de 250 c. c cubre ya de por sí solo la dosis recomendada de azúcares, asegura el pediatra Nicolás Ramos Rodríguez, presidente de la Sociedad Colombiana de Pediatría.

El dulce en los niños

Además de desequilibrar la homeostasis (equilibrio) del cuerpo, el exceso de azúcar puede provocar en los menores una serie de efectos metabólicos tales como:

 Inhibir el sistema inmunológico y debilitar las defensas contra las enfermedades infecciosas.

 Provocar deficiencias de cobre y de cromo, e interfiere con la absorción de calcio y de magnesio.

 Causar subida rápida de adrenalina, hiperactividad, ansiedad, dificultad para concentrarse e irritabilidad.

 Perder elasticidad y de funcionalidad de los tejidos.

 Provocar hipoglucemia reactiva.

 Debilitar la vista.

 Provocar caries, gingivitis y que la saliva se vuelva ácida.

 Generar obesidad infantil

 Provocar aletargamiento y disminución de la actividad.

 Afectar la absorción de proteínas.

 Causar alergias alimentarias.

 Contribuir a la aparición de ezcema.

 Provocar vértigos y mareos.

 Intoxicar de la misma manera que el alcohol.

 Empeorar los síntomas de los niños con el síndrome de hiperactividad y de deficiencia de atención (ADHD).

 Interrumpir el flujo de oxígeno al cerebro.

 Incrementar el riesgo de padecer polio.

 Inducir crisis epilépticas.

 Deshidratar a los recién nacidos.

 Causa problemas en las encías*

Un consumo dulce

Una buena opción para grandes y chicos es remplazar el dulce es la ingesta de frutas, las cuales también aportan vitaminas, minerales, oligoelementos y fibra. Sin embargo, si la necesidad de consumo es inminente tenga en cuenta lo siguiente:

 Evite sustituir el dulce por otros alimentos que contienen azúcar como lácteos o pan.

 Consuma los dulces al final de la comida, cuando el estómago ya esté lleno así ingerirá menos cantidad y se ejercerá menor    influencia sobre los niveles de glucosa sanguínea.

 Ofrezca dulces que tengan la menor cantidad de contenido en azúcar, grasas y aditivos.

 Opte por edulcorantes del tipo aspartamo o sacarina para reducir el número de calorías.

 Recuerde que mientras menos azúcar, grasas y aditivos, más saludable será un producto

Dulces medidas preventivas

El principal consejo que ofrecen las autoridades de policía y sanitarias a los padres de familia y las personas que tienen a su cargo infantes, es adquirir los dulces y productos en lugares confiables que cumplan con las condiciones sanitarias adecuadas para su almacenamiento y comercialización.

Adicionalmente, sugieren seguir estás recomendaciones:

 Evitar los chicles, gomas y dulces pegajosos, que puedan adherirse a la superficie de los dientes y producir caries.

 Verificar los dulces y retirar aquellos que se consideren inaceptables antes de permitir el consumo.

 Adquirir los productos en lugares conocidos, confiables y de entera confianza.

 Ingerir dulces que vengan empacados de la fábrica.

 Verificar que los productos se encuentren en perfecto estado y que las envolturas sean originales.

 Observar el número de registro sanitario y las fechas de vencimiento de los productos, en especial de chocolates.

 Abstenerse de consumir dulces que presenten olores, sabores y otras características desconocidas.

 Verificar, si los dulces o golosinas contienen incentivos como muñecos o figuras armables, que éstos no representen riesgo de ingestión para los niños más pequeños.

 Orientar a los niños sobre el consumo moderado y la práctica de estilos de vida saludable pues existen una variedad de dulces y golosinas como figuras de chocolate, chupetes, caramelos, gomas, galletas y helados que por su alto contenido calórico, pueden convertirse en factores que contribuyan al sobrepeso de sus niños y niñas.

 Hacer el acompañamiento a los niños y niñas en sus desplazamientos de recepción de dulces, a fin de evitar robos o pérdidas de los menores.

Una dulce tentación ‘prohibida’

El azúcar en cantidad excesiva puede ser peligroso porque desajusta el mecanismo de regulación del organismo y favorece el almacenamiento de azúcar en forma de grasa por intermedio del hígado, la diabetes (respuesta incorrecta a la producción de insulina por el páncreas) y fatiga las células del páncreas.

El consumo de azúcar se relaciona con el aumento de enfermedades como la obesidad o la diabetes.

Para la endocrinóloga, Martha Lucía López, “estas enfermedades favorecen la aparición de una serie de complicaciones metabólicas, cardiovasculares, respiratorias, articulares e incluso cáncer, que reducen la calidad y la expectativa de vida de las personas”.

Algunos datos en Colombia

La diabetes tipo 2, aquella que se da en la vida adulta por incorrectos estilos de vida supera el millón de personas, casi dos millones presentan desordenes de glicemia y 12 millones tienen sobrepeso y obesidad, desordenes, que por lo general se gestan desde la infancia y pueden desencadenar en diabetes.

La falla en la producción de insulina se da en pacientes con problemas de peso y se asocia a:

 Hipertensión arterial

 Problemas de fertilidad en la mujer

 Problemas cardiacos y renales

En Colombia 70 de cada 100 pacientes consultan cuando ya tienen los factores de riesgo de esta enfermedad latentes (mala alimentación, falta de ejercicio, sobrepeso e insuficiencia en la producción de insulina).

Síntomas de la diabetes

 Necesidad de orinar con frecuencia

 Sed constante

 Visión borrosa

 Infecciones de piel, encías y de la orina

 Entumecimiento de pies o piernas

 Afecciones del corazón

Cómo controlar el exceso de azúcar

 Evite agregarla en demasía a la alimentación.

 Trate de suprimirla totalmente.

 Evite el alcohol y alimentos muy azucarados.

 Utilice miel o melaza, antes que azúcar refinado.

 Realice ejercicios

 Regule el peso

 Utilice remedios caseros como:

Infusión de agrimonio:

Tome 30 gramos de esta planta y se añade en un litro de agua hirviendo. Beber tres veces al día durante 5 días seguidos y se descansan otros 5 hasta que la cantidad de glucosa en el sangre sea normal.

Ensalada de hojas de diente de león, un par de rodajas de cebolla y un puñado de picatostes (trozos de pan tostado).

Cocimiento de 2 o 3 brotes tiernos de zarzamora en medio vaso de agua la cual debe hervir durante 5 minutos. Beber preferiblemente en ayunas. Sirve para combatir la pérdida de visión de las personas que sufren diabetes.

Consumir diariamente tallos de apio, alcachofas o lechuga, ya que contienen una sustancia muy similar a la insulina la cual ayuda a disminuir la glucosa en la sangre

Mastique una hoja de Gymena, o ácido gymenic, disminuye el sabor agradable de azúcar y bloquea su absorción en el cuerpo.

 Retrase el impulso (piense si realmente necesita el dulce que comerá).

 Coma con regularidad (cinco a seis comidas pequeñas durante el día)

 Cepíllese los dientes el sabor mentolado de la crema dental simula dulce en la boca.

 Reconozca y maneje sus emociones, con ellos evita que ellas lo conduzcan a incrementar el antojo **

*Sanchez, A., et al. Role of Sugars in Human Neutrophilic Phagocytosis, American Journal of Clinical Nutrition.
**Nancy Appleton, PhD. Autora del libro Vence el hábito del azúcar.

¿Te gusta el artículo?. Compartelo...
Facebooktwittergoogle_plustumblrFacebooktwittergoogle_plustumblrby feather

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *